lunes, 16 de julio de 2012

Capítulo 66



Espero que os guste :) No sé muy bien lo que se siente al perder una pierna, espero no decepcionaros con este capítulo jeje Lo he hecho largo para compensaros por el de ayer.


Cuando despierto, tengo la sensación de haber estado dormido mucho tiempo, pero no soy consciente de haber soñado nada. Mi último recuerdo es de Katniss agarrada a mi chaqueta, y me parece que ha pasado una eternidad desde entonces.

Aprecio que estoy en una habitación pequeña, sin ventana. Lo único que puedo ver es el techo, de color amarillo pálido. No es un sitio muy alegre. Algo me dice que ya no estamos en el aerodeslizador, esto debe de ser el hospital del Centro de Entrenamiento.

Me doy cuenta ahora, de que me siento curiosamente bien. Hacía tanto tiempo que nada me dolía, que se me había olvidado lo maravilloso que es no sentir dolor. Tal vez esto tenga que ver con los líquidos que introducen en mi cuerpo unos tubos de plástico que salen de la pared. También deben de haberme curado la pierna, porque no siento nada. Intento incorporarme, pero no puedo realizar ningún movimiento que no sea inclinar un poco la cabeza. Tengo todo el cuerpo como dormido y no consigo que mis articulaciones me respondan. Antes de que pueda preocuparme más, siento que algo frío se introduce por mi brazo y caigo inconsciente de nuevo.

Vuelvo a despertar y encuentro la habitación igual que antes, pero me da la sensación de que tengo menos tubos insertados en el brazo. Ahora noto que mis miembros están un poco más despiertos, así que intento incorporarme. Me cuesta un poco, porque todavía no siento la pierna izquierda, pero al final lo consigo. Justo entonces, un chico al que no había visto antes entra en la habitación por una puerta corredera que aparece en la pared. Creo que es avox, por el uniforme.

Viene rápidamente hacia mi y me empuja el pecho para que me tumbe, pero entonces veo algo que hace que empiece a crecer el miedo en mi. Estoy cubierto por una sábana blanca, y cuando miro hacia abajo, a mis piernas, solo veo un bulto. En el lugar donde debería estar la pierna izquierda no hay nada, la sábana está pegada al colchón.

Aparto al avox de un empujón y me desarropo bruscamente. Mis sospechas se confirman, solo unas vendas me cubren la parte de muslo que me queda de tal forma que no se ve el muñón y luego...nada. Pero no puede ser, mis ojos me deben de estar engañando, aún siento la pierna, no noto ningún vacío. Si cierro los ojos y me olvido de lo que he visto, todo volverá a ser normal, la pierna aparecerá de nuevo. Vuelvo a mirar, pero sigue sin haber extremidad. No puede ser, juraría...juraría que si intento mover los dedos del pie, los noto moverse.

Por fin acepto la realidad, me han amputado la pierna, he perdido una parte de mi. El pánico empieza a crecer dentro de mi, pero antes de que pueda ni siquiera gritar, el avox pulsa un botón rojo que hay en la pared y me vuelven a sedar para que caiga dormido.

Despierto una tercera vez, pero ahora no me esfuerzo en hacer nada. Noto que una correa me sujeta por la cintura y me ata a la cama para que no me mueva, es innecesaria, no quiero levantarme. Me quedo tumbado mirando al techo mientras unas silenciosas lágrimas corren por mis mejillas. Ni siquiera me anima pensar que Katniss está bien porque seguro que ya no me querrá si tengo que estar todo el día desplazándome en una silla de ruedas. Se puede quedar con su novio de la Veta, seguro que el conserva todas sus extremidades. Peor aún, con la suerte que tengo seguro que Katniss tragó algún rastro de baya venenosa y está muerta.

Ya ni siquiera siento que puedo mover la pierna, ahora solo noto ese vacío irreparable. Ojalá me volvieran a sedar para poder dejar de pensar de una maldita vez.
Estoy calculando la distancia a la que está el botón rojo y si puedo llegar a él estando atado cuando oigo que la puerta vuelve a abrirse. No le presto atención, seguro es el avox que viene a comprobar que sigo vivo o algo así. Sin embargo, quien a venido es una persona muy distinta.

-Al final no salió tan mal tu plan ¿eh?-Dice la ronca voz de Haymitch.

Giro la cabeza y le veo plantado a mi lado, ocupando casi todo el espacio libre de la pequeña habitación. Está igual que como le recordaba, tal vez un poco más gordo. Supongo que debería alegrarme de verle, pero no me siento con ánimos.

-¿A qué te refieres?-Pregunto.

-A lo de aliarte con los profesionales, claro.-Responde él.-Si te soy sincero, pensé que morirías en seguida. Pero supiste mantenerte vivo hasta que Katniss vino a salvarte. Bien hecho.

-Pero tu nunca me mandaste ningún paracaídas.-Le recrimino.

-Tenía que elegiros a uno de vosotros y admítelo, ella tenía más posibilidades. Sobre todo porque tú estabas dispuesto a morir por salvarla.

-Es cierto. Si he ganado, ha sido por casualidad.

-Yo no lo llamaría casualidad, yo diría más bien que la suerte ha estado de tu parte.-Añade con una sonrisa.

No le hago caso y me dedico a mirarme las uñas. Están perfectas, ovaladas y limpias.

-Oye...siento lo de tu pierna.-Comienza Haymitch.-Entiendo que es duro para ti.

-Ya

-Escucha, te voy a desatar, prométeme que no vas a hacer nada que me haga arrepentirme.

No contesto, así que él me quita la correa y me levanta de tal forma que quedo sentado recostado en los almohadones.

-No pareces muy feliz.-Observa él.

-¿Por qué iba a estarlo?

-Porque estás vivo. Y Katniss también. Los dos habéis estado a punto de morir varias veces ahí fuera, tú incluso estuviste en coma en el quirófano. No pudieron salvarte la pierna, la única manera de cortar la infección era amputándola. He estado intentado ser amable, pero si te vas a comportar así será mejor que me vaya. No te pareces al Peeta que yo conocía, él pensaba que la vida era un regalo.

Se da la vuelta para marcharse pero se para al oír que estoy hablando:

-No volveré a andar.-Digo con un hilo de voz, y me doy cuenta de que esto es lo que me tiene más preocupado, lo que más miedo me da.
-¿Es que olvidas dónde estamos? ¡Esto no es el distrito 12, esto es el Capitolio! Pueden ponerte una pierna de metal, si quieres.

-¿Y podré andar?-Pregunto esperanzado.

-¡Pues claro! ¿Crees que eres el primer vencedor que pierde una pierna? Les diré a los médicos que lo preparen, creo que ya la tienen diseñada.

La felicidad vuelve a mi de repente, como un torrente luminoso que me renueva por dentro. Sonrío ampliamente y siento unas ganas enormes de ver a Katniss, pero algo me dice que todavía no me van a dejar encontrarme con ella. De pronto, esta habitación ya no me parece tan deprimente y empiezo a sentir apetito.

-Gracias Haymitch.-Le digo.

-¿Por qué?-Pregunta divertido al darse cuenta de mi cambio de actitud.

-Por todo, por habernos salvado en la arena. Y por haber elegido a Katniss.

Él no responde, pero sonríe y me da una palmadita en el hombro. Está a punto de marcharse cuando le detengo otra vez.

-Tú tampoco te pareces al otro Haymitch. Él otro era más borde. ¿Por qué este cambio? ¿Por qué me tratas así?

Se queda un rato meditabundo y luego contesta:

-Supongo que porque todavía soy vuestro mentor. Y porque sé lo duro que es ganar los juegos.

Sale por la puerta antes de que pueda decirle nada y en seguida entra el avox transportando una bandeja de comida. Me la deja en las rodillas y se marcha, no sin antes sonriéndome con pena. Ahora entiendo que he sido un egoísta, me espera una gran vida junto a Katniss y no tengo ningún derecho a sentirme triste.

La comida no es muy abundante, solo un cuenco de humeante papilla de maicena y compota de manzana. Termino en seguida y el avox vuelve a llevarse la bandeja y a ayudarme a tumbarme. Me quedo dormido pensando que la próxima vez que despierte, tendré una nueva y reluciente pierna.

32 comentarios:

  1. La espera ha valido la pena! Te ha quedado genial como siente Peeta lo de la pérdida de su pierna! y ese encuentro con Haymitch, tal y como yo lo imaginaba! Tan perfecto como lo esperaba de tí! En definitiva, que me encanta jeje
    un besito :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Me alegro que os guste, no sabia muy bien como enfocar esa parte :P

      Eliminar
  2. me parece perfecto.... la reaccion de peeta al ver que le falta la pierna me parece que es la que tendria cualquier persona... muy bien hecha,,,, y como siempre una perlita como en cada capitulo.. en este mencionl cuando peeta dice

    Gracias Haymitch.-Le digo.

    -¿Por qué?-Pregunta divertido al darse cuenta de mi cambio de actitud.

    -Por todo, por habernos salvado en la arena. Y por haber elegido a Katniss.

    ResponderEliminar
  3. Luba, puede que tu nunca hayas perdido una pierna, pero creo que lo has descrito de maravilla ^^
    con tus descripciones Peeta es (si cabe) aun mas adorable...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias :) Jaja, no se si Peeta puede llegar a ser mas adorable :3

      Eliminar
  4. aaaaaaaahhh estuvo bien hermoso este capitulooooo
    :3 ahora quiero leer cuando le dicen que todo fue una farsa D:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Jeje, si, esa parte va a dar penita :(

      Eliminar
  5. He llorado con este capitulo luba lo juro la espera siempre vale la pena espero ansiosa el siguiente ;-)
    csz

    ResponderEliminar
  6. Haaa me fasino como describiste lo de la piernaa de Peeta en verdad me fasinooo todo el capitulooo cada parte XD

    Espero ansiosaaa el proximooo que sera mejor que este de eso estoy seguraaa :)

    ResponderEliminar
  7. A mí lo que me da pena es que el pobre ya está pensando en pasar toda su vida junto a Katniss y no paro de imaginarme como se sintió cuando ella le confiesa el plan que tenía :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja, cierto. Jo, esa parte me dio una penita :(

      Eliminar
  8. http://potterfics.com/historias/112849

    ResponderEliminar
  9. a sido genial,me he quedado sin palabras me encanta!!!!

    ResponderEliminar
  10. Ay que precioso Luba! Se me ha salido una lagrimilla(tal vez tenga que ver con que unos minuts antes he estado cortando cebolla)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, ya, ya, si es que en el fondo eres una sentimental ¬¬
      Gracias! :)

      Eliminar
  11. Me encantaaaa! :) Es muy bonito! Ya fuera de la arena...recuerdo cuando lo empece que ya llevabas por lo menos 10 capítulos y los leí del tirón! Que rápido pasa el tiempo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh, es cierto...No lo sé exactamente, pero el blog debe de tener unos 4 meses o por ahi

      Eliminar
  12. Es que me encanta Haymitch ! Pobre Peeta por lo de la pierna pero esta claro que podía andar ! Es un capitulo genial :)

    ResponderEliminar
  13. Esta genial, justo como me lo imaginaba. Me encanto la cnver cn Haymitch! Me prometes q seguiras cn En Llamas verdad?
    PD: cuanto tempo sin comentar, ya lo echaba d menos jehe
    Un Beso :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias ^^ Si, sigo con en llamas jaja Prometido

      Eliminar
  14. Simplemente me ha encantado, ultimamente estas super inspirada
    Este capitulo me a recordado a la serie Pulseras rojas (totalmente recomendable)
    un beso, sigue asi, por favor jeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Es que ahora escribo por las noches que para mi es la mejor hora jaja Por cierto, yo quiero ver pulseras rojas...

      Eliminar
  15. Muy hermoso, pareciera que a ti te cortaron la pierna porque lo describiste muy bien. Me encantan los capitulos, un beso enorme.

    ResponderEliminar
  16. Me encanta el capitulo la espera valio la pena . me rompe el corazon lo de la pierna de peeta cada vez que lo leo en cualquier historia. y la platica entre haymich y peeta es justo como me la imaginaba.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Jo, es que a mi me pareció fatal que en la peli ignoraran la pierna de Peeta...es indignante

      Eliminar
  17. entrenamiento online Entrena 30' cada día y estarás en forma en muy poco tiempo.

    ResponderEliminar